la violeta, colectivo de bordado

Este año he dedicado al bordado una parte importante de mi tiempo y energía y ha sido genial. No solo he aprendido más sobre la técnica y me he animado a probar nuevos soportes y puntos, nuevas formas de decir, bordando, si no que he conocido un montón de gente súper interesante.

Todo comenzó en mayo, cuando empezaron las reuniones de Hilo sin fin. Se formó un lindo grupo y nos seguimos reuniendo más o menos cada un mes, durante todo el año.

Descubrí en el bordado una nueva forma de expresión con infinitas posibilidades…

Con este interés creciente por el bordado, coincidí en una feria de diseño con dos fans del esta técnica y charlando se nos ocurrió la idea de hacer una feria solamente de bordado.

Charla va, café viene, nos gustó para llevarlo un paso más allá y comenzar un colectivo de personas apasionadas por el bordado.

Vale decir que uno de esos cafés nos lo tomamos en Café Doré y no por casualidad, ni solo por su excelente café. Es que uno de los baristas del Doré, Martín, también borda y justo había una exposición de sus bordados en el café.

Estas son algunas de las obras de Martín que se pueden ver en el Doré. Si te fijás bien, el bordado está combinado con tinta y está hecho sobre servilletas y hojillas de cigarrillos. Martín no tiene vida online, así que si querés ver sus trabajos, lo podés buscar en el café.

Así nació la idea de organizar una feria de bordado, pero no solo una feria, sino un lugar de encuentro, un lugar donde visibilizar y compartir lo que hacemos. Una instancia para conocernos, apoyarnos, mostrar, aprender y también compartir y enseñar lo que sabemos.

Este es el espíritu de La Violeta. Queremos dar a conocer el bordado como una forma de expresión, una forma de darle a nuestro día a día, pequeños detalles llenos de belleza y significado, una forma de compartir.

Nombramos, La Violeta, a nuestro colectivo, en honor a Violeta Parra. Hablando un día, nos dimos cuenta de que las tres admiramos las arpilleras de Violeta y su manera de expresarse a través del bordado y nos pareció una linda manera de rendirle homenaje.

Heme aquí con María y Ale, mis compañeras de aventuras en La Violeta.

A esta aventura la comenzamos tres, pero por el camino fuimos sumando compañeras y compañeros y gracias a esa conjunción de fuerzas, ideas y ganas, finalmente pudimos materializar nuestro primer evento, una feria de bordado, con exposición y demostraciones, además de una gran mesa colectiva para quien quisiera acercarse a bordar.

La mesa fue un aporte de Virginia de Nuevo reino

Nuestro primer evento fue acogido con mucho cariño por Maggy y Rafa de Delira Bar, un pequeño bar vegano donde se respira amor y buena onda.

Nos dieron total libertad para ambientar el lugar y nos contactaron con una DJ que nos encantó, Debora Mello. Hermosas personas 🙂

Por acá una ventanita a lo que vivimos el domingo.

Y acá una foto de este hermoso grupo humano que se ha formado en torno al bordado.

Nuestra idea es seguir haciendo cosas en conjunto. Ferias, encuentros, talleres. Aún no sabemos cual será nuestro próximo paso…mantenete alerta 🙂

2 comentarios

  1. Mara dice:

    Hermoso! Espero poder sumarme a algún encuentro rioplatenseeee. Desde Buenos Aires, con mi Hilando fino y un taller que se viene que vincula literatura y bordado, feliz de toda esta movida. Que los hilos nos unen y dejen huella.

    • Ana Cecilia dice:

      Gracias, Mara. También me encantaría que puedas sumarte.
      Qué bien me suena ese taller! , quiero saber más.
      Y sí, que los hilos nos unan 🙂
      Abrazo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *